sábado, septiembre 09, 2006
Posteado por Libelula a las 8:51 p. m.


Entre el deber y el querer.
Muchas veces en mi vida me planteo que camino seguir, si sigo aquel que tiene un cartel que dice "Deber", o aquel que se encuentra en otro lado, que tiene como nombre "Querer".
En ambos casos, hay heridos.
Si hago lo que debo, y no lo que quiero, me hiero a mi por seguir cosas que a la larga no me hacen feliz.
Si hago lo que quiero, puedo herir a los demás que dependen de mis acciones señaladas por todos como "correctas".
Entonces, si pensara que el "mal menor" siempre es mejor, terminaría siempre haciendo lo que "debo", ya que de esta manera daño a menos personas.
Pero.. y que pasa conmigo?
Vale la pena hacer cosas que no quiero por gente que tal vez nunca haría algo así por mí?
Hay algo que me haga tomar el camino adecuado cuando me encuentro en esta disyuntiva?
Tirar una moneda al aire?
Elegir la decision con un papel?
Lo ideal sería que lo que quiero fuese igual a lo que debo, pero muy pocas veces esto es así.
Y el resto del tiempo?
Qué decisión debo tomar?
Herirme o herir a los demás?
Hacer lo que quiero, o lo que debo?
 
11 Comentarios:


At 09 septiembre, 2006 21:59, Blogger ultradaniel

Tranquilidad. Quietud. Silencio.

Entonces podrás escuchar tu voz interior, que corresponde a tu más alta verdad...

Lo correcto para tí. Para tus sentimientos, y para tus emociones.

A veces hay que hacer lo que hay que hacer.

Saludos!

-Daniel

 

At 09 septiembre, 2006 22:10, Blogger Uma -La rubia del Muelle-

Estarìa bien, conjugar, muchas veces hay que hacer lo que se debe, segùn el àmbito a que se aplique, si es el emocional, mejor valorar el daño propio de hacer lo inverso al deseo.
Yo optarìa por pensar que las decisiones atañen a uno mismo, valorar que alcance tendrà en los demàs nunca es un acierto.

Te dejo besos, Libèlula.

 

At 10 septiembre, 2006 00:08, Blogger alma.verde:.

DEBES hacer lo que QUIERES hacer...

:*

 

At 10 septiembre, 2006 03:14, Blogger Mechón Barsa™

Mucho tiempo viví pensando en el "debo". Y me abandoné a mi mismo. Finalmente reventé y decidí equilibrar la balanza.

Podría decirse que soy un hombre feliz por ello.

Saludos y suerte.

 

At 10 septiembre, 2006 11:56, Blogger Gata Gaes

.
.
.
Definitivamente has lo que quieras hacer, sin embargo, en el camino siempre te vas a topar con cosas que debes hacer para lograr lo que quieres...esa es la constante

Gracias por tus visitas y comentarios, que tengas una gran semana!!!
.
.
.
SLDS

 

At 10 septiembre, 2006 15:14, Anonymous espagetti

gemelacaradepam! tu bloh parece que lo escribiera io ;3
yo tp busco respuesta a eso, solo puedo decirte que, haz las 2 cosas, porque en algun momento te toparas con que lo que debes hacer es lo que quieres, y lo amaras, y seras feliz como las princesas de los cuentos con sus principes azules.
milestrellastecuidenframpam;*

 

At 10 septiembre, 2006 15:16, Anonymous concaneloni

**tp=tb=tambien

:D

 

At 10 septiembre, 2006 17:50, Blogger mixtu

lo que teu quieres sin magoar ninguen e a usted...

beijos europeus

 

At 10 septiembre, 2006 22:50, Blogger Spooky

Guau, esa dualidad es tan difícil. Yo pienso que un consejo no ayuda. Es decir, hay que tratar de cerrar los oídos y ojos al momento de decidir y escucharse... sólo escucharse. Yo pienso que mientras se sigan los propios principos, se toma la decisión correcta, sin importar quiénes salgan perjudicados. Es que si hilamos fino, cada cosa, cada decisión tiene como consecuencia a ganadores y perdedores. No se puede pasar por alto este detalle.

 

At 11 septiembre, 2006 02:25, Blogger kurotashio

Haz que el querer tenga un matrimonio con el deber, sin separación de bienes y coman tortita felices de la vida.

kurotashiO!

 

At 11 septiembre, 2006 05:00, Blogger Capitán Alatriste

Y yo me pregunto, ¿qué es el deber?
En concepto y en fin. ¿Qué es? Es tan subjetivo eso, tan a nuestra merced sin ser conscientes de ello.

Triste vida de deberes. La vida es querer.